Las marcas siguen apostando por esto de las redes sociales pero a veces ese exceso de ímpetu en comunicar ocasionan desastres como estos.

5º El desastre del Challenger de American Apparel

Para celebrar el 4 de julio American Apparel utilizó su página de Tumblr para publicar una imagen del transbordador espacial del Challenger explotando. Después de recibir un montón de comentarios negativos, la compañía se disculpó, diciendo que el Social Media Manager nació después del desastre del Challenger y no se dio cuenta lo que era la imagen ni comprendía la magnitud de lo que fue ese desastre.

american apparel

4º McDonalds y el hashtag de su nueva mascota

McDonalds trató de celebrar el debut de una nueva versión de su famosa mascota con el hashtag #RonaldMcDonald . El plan fracasó cuando casi todas las respuestas en Twitter eran criticando el cambio de imagen del payaso y mostrando algunas nada apetecibles hamburguesas de la cadena.

payaso mac donalds

3º Tweet NSFW de US Airways ‘

Al responder a un cliente en Twitter, US Airways incluía una imagen increíblemente inadecuada. Tardan casi una hora en eliminarla pero la resaca ya era imparable y aunque la aerolínea se disculpó quedará para los “anales” de la historia de errores en redes sociales.

us-airways

2º Táctica del miedo del hotel Union Street Guest House

El hotel de Nueva York Union Street Guest House tenía la política de multar con 500 dólares a las parejas que contrataran una boda si los invitados dejaban comentarios negativos del desarrollo del evento en las redes sociales. Hasta que se hizo público y en ese momento el hotel dijo que todo era una broma.

union-street-guest-house-kombo

1º  Burla de LG de por el #bendGate de los iPhones

LG intentó burlarse del #bendgate de Apple desde el Twitter de LG Francia diciendo que “Nuestros teléfonos inteligentes no se doblan, que son curvados de forma natural ;). ” El único problema: El tweet fue enviado desde un iPhone.

screen-shot-2014-09-25-at-11-10-22-am

 

Y de extra una de aquí:

Gil Stauffer y su gabinete jurídico.

Todo comenzó cuando una usuaria protestó por Twitter del plazo de entrega que la empresa de mudanzas Gil Stauffer le había dado para un traslado Madrid-Barcelona. A Gil Stauffer solo se le ocurrió contestar que o lo retiraba o remitirían su queja a su gabinete jurídico por que dañaba su imagen.

gil-stauffer