Hace unos días colaboramos con la agencia Tango en la presentación a los medios de la ultima entrega de la saga de la empresa de Videojuegos Ubisoft. La marca presentó su videojuego en la casa de Francia en Madrid acompañados del Ministro Consejero Frances don Cyrille Rogeau, el historiador Mario Amoros y el maestro de esgrima Jesus Esperanza que dio una clase magistral a todo el que deseó probar el acero de su espada.

Ubisoft es uno de los líderes mundiales en producción, edición y distribución de productos y servicios de entretenimiento interactivo, ha presentado hoy en nuestro país el último videojuego de su conocida y premiada saga Assassin’s Creed, Assassin’s Creed Unity. La compañía francesa ha desarrollado un producto en exclusiva para la nueva generación de consolas para trasladarnos de forma especialmente realista a la Revolución Francesa. Así, Assassin’s Creed Unity nos invita a revivir el contraste de la belleza y el lujo del París de 1789 frente al caos y la crispación que invadían sus calles.

La presentación del videojuego se ha realizado en la Residencia del Embajador francés en España, Jérôme Bonnafont. El acto ha contado además con la participación de Antonio Temprano, director general de Ubisoft Iberia; Antonio Alonso, responsable de la marca Assassin’s Creed Unity en Iberia; Mario Amorós, historiador; y Jesús Esperanza, maestro de esgrima y siete veces campeón nacional de florete.

“El nivel de detalle alcanzado en el videojuego al recrear la capital gala a finales del S.XVIII ofrece una experiencia al jugador sobre el hecho histórico, político y social que supuso la Revolución Francesa sin antecedentes en la industria del entretenimiento. Este es sin duda un fiel reflejo del primer movimiento popular que supuso el inicio de la Edad Contemporánea y que sentó las bases de la democracia moderna”, ha señalado Mario Amorós, historiador.

Ubisoft consigue una inmersión total en la historia al diseñar la mayor ciudad jamás vista en un Assassin’s Creed y por primera vez lo ha hecho a escala real. Para ello ha dado vida también a una riada de miles de habitantes parisinos que se levantan en armas para luchar por la libertad, la igualdad y la fraternidad.

Según ha comentado Antonio Alonso, responsable de la marca Assassin’s Creed Unity en Iberia, “el desarrollo específico en Nueva generación permite evolucionar a la marca y dotar a esta entrega de una ambientación y realismo nunca vistos hasta la fecha. La representación a escala 1:1 de la inmensa ciudad de París, la densa muchedumbre que expresa la agitación social del momento con más de 5.000 individuos moviéndose en pantalla  y el enorme detalle de interiores de edificios emblemáticos, son muestras de este inmenso esfuerzo por cumplir con uno de los pilares de la marca fundamentales, la representación histórica de acontecimientos clave de la humanidad”.

El desarrollo de Assassin’s Creed Unity ha involucrado a diez estudios repartidos a lo largo y ancho del planeta. El detalle al que han llegado los desarrolladores en la recreación de la ciudad de las luces ha implicado por ejemplo que una artista dedicara en exclusiva más de un año de trabajo para dar vida a la Catedral de Notre Dame.

Durante la presentación, el maestro de esgrima y siete veces campeón nacional de florete, Jesús Esperanza, hizo una demostración y dio una clase magistral de esgrima a los asistentes en el evento, como muestra de una de las principales formas de lucha de Assassin’s Creed.